Entrenador personal

Shutterstock

A pagar más los entrenadores

Proyecto de la Cámara busca reglamentar y licenciar las prácticas del entrenamiento personal

15 de mayo de 2017 07:03 am

Por: Agencia EFE | San Juan

La práctica del entrenamiento personal en la Isla pudiera verse trastocada por una nueva medida que propone establecer “nuevos deberes y responsabilidades, así como el requisito de licenciamiento para ejercer el oficio”.

Entendemos que la práctica de entrenamiento personal afecta directamente la salud, seguridad y bienestar de los puertorriqueños y, por tanto, es necesario que esté regulada para asegurar el mejor interés público”, indicó el autor de la medida y representante del Partido Nuevo Progresista (PNP), Urayoán Hernández.

A su vez, señaló que los entrenadores personales “merecen y reciben la confianza del público, por lo que sólo una persona debidamente cualificada debe llevar a cabo la mencionada práctica”.

“Es por eso que sometimos esta legislación de avanzada, para proveer un marco legal a esta naciente industria en la Isla”, comentó el también portavoz alterno de la delegación del PNP en la Cámara de Representantes.

El proyecto de la cámara 1059, radicado el 8 de mayo, “establece claramente la nueva política pública de que únicamente una persona debidamente cualificada debe llevar a cabo la mencionada práctica. Para ello tendrá como requisito el obtener la correspondiente licencia”.

Entre los requisitos para la obtención de una licencia de entrenador personal se encuentran el ser ciudadano americano, completar un programa educativo de certificado en el campo de entrenamiento personal en una institución debidamente acreditada por el Consejo de Educación Superior de Puerto Rico o, de ser una institución con sede en otra jurisdicción, estar debidamente acreditada por la Middle States Association.

También, la persona tendrá que someterse a una prueba de dopaje que incluya sustancias anabólicas o esteroides y arrojar resultados negativos que presentará a la Junta Examinadora de Instructores para la Aptitud Física de Puerto Rico.

La licencia, cuyo costo sería de $150, será válida por un año y su renovación tendrá un costo de 75 dólares.

El proyecto también establece que el entrenador personal tiene que exigir a sus clientes que vayan a una consulta médica para antes de comenzar cualquier entrenamiento. Además tendrá que exigir un certificado médico que haya sido expedido 30 días antes de haber comenzado con la rutina.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x