Lenguaje corporal

Thinkstock

7 errores de body language que debes evitar al buscar trabajo

Es importante eliminar estos malos hábitos corporales al ser entrevistado

30 de diciembre de 2016 10:57 am

Por: Universia Puerto Rico

Aunque no lo parezca, con tu cuerpo y tus expresiones transmites mucho más de lo que piensas. Por este motivo es crucial tener en cuenta tu lenguaje corporal a la hora de presentarte a una entrevista de trabajo. Según una encuesta realizada a reclutadores de personal por el sitio de consejos profesionales CarrerBuilder, estos son los errores de lenguaje corporal más nocivos para tus posibilidades de obtener el trabajo deseado:

1. No hacer contacto visual

El contacto visual con el reclutador debe ser el adecuado: ni nulo ni excesivo. Si te pasas mirando al suelo o al techo durante toda la entrevista, podrás parecer inseguro, inexperto o incluso deshonesto.

2. No sonreír

No es necesario que muestres una sonrisa de oreja a oreja durante todo el encuentro, pero sí es importante que lo hagas de vez en cuando, ya que demostrará tu calidez, energía y seguridad.

3. Juguetear con algún objeto

Jugar con un bolígrafo, con tu reloj o con cualquier elemento a tu alcance dará la impresión de que estás aburrido o que simplemente no te interesa la conversación. En cambio, deja que tus manos sean visibles en todo momento, un gesto que transmite confianza al interlocutor.

4. Encorvarse o desparramarse en la silla

Desde el momento en que entras a la compañía, debes mostrar una postura correcta, que denote seriedad y profesionalismo. Mantén la espalda derecha, los hombros para atrás y el cuello recto para mostrar que estás atento y seguro de lo que dices.

5. Mostrarse demasiado inquieto

Moverse permanentemente en la silla, jugar con el pelo, tocarse la cara, morderse las uñas, son gestos que distraerán al interlocutor y mostrarán tu nerviosismo.

6. Cruzar los brazos

Cruzar los brazos sobre el pecho da la impresión de que no te sientes cómodo con la situación o que no eres una persona accesible. Como dijimos en el punto 3, tus manos siempre deben estar visibles cuando hablas.

7. Dar un apretón de manos demasiado débil o fuerte

Un apretón de manos insulso muestra timidez y falta de seguridad, mientras que uno demasiado fuerte puede mostrar arrogancia y una necesidad inminente de tener el control de la situación. Para apretón de manos perfecto, espera que el reclutador extienda la mano, desliza la tuya por debajo y luego agítala tres veces, con una presión firme.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x