Lentejas

Shutterstock

Si quieres comer sano, dale la oportunidad a las legumbres

Las lentejas, frijoles y garbanzos deberían estar en tu lista de compras

04 de enero de 2016 01:40 pm

Por: GDA / La Nación

Si sus propósitos de Año Nuevo incluyen comer más sano y ayudar al ambiente, quizá debería incluir lentejas, frijoles y garbanzos en la próxima lista de compras.

Al menos así lo consideró la Asamblea General de las Naciones Unidas, al proclamar este 2016 como el Año Internacional de las Legumbres.

Estos alimentos son ricos en fibra, aminoácidos, vitaminas del complejo B (tiamina, riboflavina, niacina, B6 y ácido fólico) y minerales como hierro, potasio, zinc y magnesio.

Combinadas con cereales como arroz o quinoa, las leguminosas aportan tanta proteína como la carne animal. También son bajas en grasa.

SI TE INTERESA: Traza un mejor año

"Se deben consumir como parte de una dieta saludable para combatir la obesidad, prevenir y controlar enfermedades como la diabetes, las afecciones coronarias y el cáncer", señaló la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), agencia encargada de la campaña en pro de las legumbres.

Asimismo, las legumbres son plantas que ayudan a fijar nitrógeno en el suelo, enriqueciéndolo y evitando su deterioro.

Según la FAO, estos cultivos fijan entre 72 y 350 kilogramos de nitrógeno por hectárea al año.

Al generar, de manera natural, su propio fertilizante (el nitrógeno), los agricultores no necesitan usar agroquímicos.

Además, su amplia variedad genética convierte a las legumbres en un cultivo con mejores opciones de adaptación al aumento de temperatura derivado del calentamiento global.

Seguridad alimentaria

En comparación con otros cultivos o fuentes de proteína, las leguminosas requieren menos recursos naturales (como agua y energía) para su producción.

Por ejemplo, y de acuerdo con la FAO, un kilogramo de lentejas requiere 10 veces menos agua que un kilogramo de carne de res.

SI TE INTERESA: Lanzan aplicación para medir el azúcar en alimentos y bebidas 

"Las legumbres requieren un procesamiento mínimo y sin refrigeración, lo que limita el consumo de recursos naturales en las etapas finales de la cadena de suministro alimentaria", señaló la FAO.

Como se pueden almacenar por largo tiempo sin perder sus propiedades, se reduce la probabilidad de desperdicio.
En consecuencia, estos cultivos son una opción de alto valor nutricional para hogares de escasos recursos que no pueden costear otra alternativa de proteína.

"Más de un tercio de los alimentos producidos en la actualidad se pierde o se desperdicia, y sin embargo, cerca de 800 millones de personas sufren hambre crónica", indicó la FAO.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

 

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x