MENTE CREATIVA EN ACCIÓN

MENTE CREATIVA EN ACCIÓN / PARA ÍNDICE / GERALD LÓPEZ-CEPERO

Mente creativa en acción

Angiemille Latorre ayuda al flujo de ideas desde Seriously Creative

30 de junio de 2014 05:00 am

Por: Jessica Rosa Andino | Para ÍNDICE

ANGIEMILLE LATORRE es experta en construir ideas, fanática de su espacio y apasionada de trabajar con jóvenes y actividades de bien social por Puerto Rico.

Y aunque dice ser una persona antisocial, seria y encajonada, su enorme sonrisa, carisma y entusiasmo al hablar empujan a soñar y llevar las ideas a otro nivel.

“No somos una agencia de publicidad”, aclaró de inmediato Latorre. “Somos constructores de ideas, porque las mejores ideas vienen del cliente. Nadie conoce mejor el campo que el cliente”, subrayó la Chief Solution Producer and Activator de Seriously Creative.

La sanjuanera de 39 años de edad fundó esta empresa en el 2006 junto a su esposo, Dana Montenegro.

“Estudié relaciones internacionales para impresionar a mi papá (René Latorre). Quería estudiar mercadeo, pero me dijo que ese era el camino fácil. Mi tía me dijo que estudiara comunicaciones, porque ella sabía cómo era yo, pero no le hice caso”, confesó la empresaria.

“Mi roommate estudiaba mercadeo y yo no sabía qué era eso, pero sonaba divertido. No fue hasta después de graduada que descubrí lo que era”, destacó.

Trabajar en protocolo en la embajada de México en Washington, en la Compañía de Turismo y en campañas de publicidad de grandes empresas comerciales le prepararon la escena para lo que se avecinaba.

“Trabajamos largas horas y Dana tenía que viajar toda Latinoamérica. Cuando veía que eran las 11:00 p.m. y tenía a mi hijo acostado en una camita debajo de mi escritorio, me dije: ‘Yo no quiero esto’”, narró la joven empresaria, cuyo negocio nació durante un fin de semana en Guánica, donde afloraron las ideas.

El concepto tardó cerca de tres años para ponerlo en marcha y en el 2006 surgió Seriously Creative, un espacio lleno de color, cómodos muebles, áreas verdes y una nevera llena de pecados deliciosos, para poner a trabajar las mentes de empresarios, relacionistas públicos, líderes, clientes y todo aquel que quiera crear.

Latorre disfruta su trabajo como un papel en blanco en el que plasma las ideas para ayudar a otros a diseñar la mejor campaña publicitaria, crear un programa de bienestar social, o el desarrollo de una nueva empresa, y mucho más, pero trabajando en conjunto.

Pero ¿qué pasa cuando a la creative no le salen la ideas?

“Claro que me tranco. Por eso el 30% de mi tiempo lo dedico a las labores sociales. Me mantengo ocupada con las cosas fuera, porque con ellas me destranco. Lo que hago en la oficina lo aplico con los jóvenes y en causas sociales, y eso me ayuda para venir con nuevas ideas”, indicó satisfecha la madre, cuyo mayor privilegio consiste en combinar su trabajo con la crianza de Sebastián (12 años) y Amelie (7), quienes disfrutan estar en la colorida y divertida oficina con mamá.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x