Shellie Zimmerman

AP

Esposa de Zimmerman condenada por perjurio

La mujer admitió haber mentido durante el juicio contra su esposo por la muerte de Trayvon Martin

28 de agosto de 2013 05:04 pm

Por: Agencia EFE | Miami

La esposa del vigilante George Zimmerman, absuelto en julio de la muerte del joven negro Trayvon Martin, fue condenada hoy por un tribunal de Florida a un año de libertad condicional por mentir durante el juicio contra su marido.

Shellie Zimmerman, según medios locales, se declaró hoy culpable de perjurio y admitió haber dicho al juez en 2012 que el matrimonio se encontraba en bancarrota, cuando la realidad era muy distinta.

De hecho, registros posteriores demostraron que la pareja había recaudado en torno a $130,000 en donaciones destinadas a la defensa del exvigilante, acusado entonces de matar de un tiro en el pecho al joven negro Trayvon Martin.

El hecho de que Shellie Zimmerman admitiera hoy su perjurio permitió a sus abogados lograr un acuerdo para que la joven no afronte un proceso judicial que podría haberle costado hasta tres años de prisión.

La condena de un año en libertad condicional permitirá a Shellie Zimmerman no ir a la cárcel, gracias a que la mujer no tiene antecedentes criminales, pero tendrá que cumplir 100 horas de trabajo comunitario.

También hoy se supo que su marido, George Zimmerman, pidió a sus abogados que reclamen al estado de Florida la devolución de los cerca de $300,000 que gastó en su defensa legal.

Según informó el diario Orlando Sentinel, Zimmerman tendría derecho a reclamar el dinero que gastó en la presentación de testigos expertos, pero no podrá recobrar el dinero que pagó a sus abogados.

El pasado 13 de julio un jurado de Florida declaró no culpable a Zimmerman por la muerte del joven negro Trayvon Martin, al que mató de un disparo en el pecho durante un forcejeo en una urbanización de la localidad de Sanford.

Zimmerman alegó en el juicio que disparó en legítima defensa al ver amenazada su vida, pero el suceso reabrió durante meses en Estados Unidos la polémica por el uso de armas en defensa propia y provocó un fuerte debate racial, en el que intervino incluso el presidente Barack Obama. 

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x