Filipinos pobres

La familia vivió humildemente durante toda su vida. / Facebook Kapuso Mo, Jessica Soho (One at Hear

Lo adoptaron aún siendo pobres, hoy les regaló una mansión

25 años después ese recién nacido se volvió en acaudalado empresario

10 de febrero de 2020 09:00 am

Por: INDICEPR

La historia de Jayvee Lazaro es sin duda una de inspiración. Cuando tenía solamente tres meses, Nanay y Tatay lo adoptaron. Aunque la pareja de filipinos vivía en la extrema pobreza y ya tenían dos hijos, no pudieron no hacer nada por ayudar a ese bebé de tan pocos meses de vida.

La pareja se dedicaba al comercio y ni siquiera tenían casa propia, compartían la vivienda con cinco familiares más, aparte de sus hijos. No tenían luz, ni agua, pero lo que definitivamente no faltaba en su hogar era el amor.

La historia fue dada a conocer por el propio Jayvee en enero en una publicación en las redes sociales, en donde cuenta parte de lo que fue su vida, pero recientemente se ha vuelto viral.

 

“Nanay es un vendedora, Tatay es un portero”, escribió. “Ahora que tengo la oportunidad de devolvérselos, me aseguraré de que vivan sus sueños mejor de lo que podrían imaginar”, dice el post.

“La vida fue muy difícil. Tenía que estar trabajando como estudiante, y estábamos felices de que Na pudiera hacer dos comidas al día. Además de eso, vivíamos en un apartamento de apenas 20 metros cuadrados", le dijo Jayvee a Bored Panda en una entrevista.

Hoy, Jayvee se convirtió en un exitoso empresario de 25 años. Por lo que no dudó ni un segundo en darle un poco de lo mucho que le dieron sus padres adoptivos: les regaló una casa de tres pisos, siete habitaciones y capacidad para que 28 personas puedan dormir

“Pagué la casa en efectivo y fue construida en un año. Tiene suficientes habitaciones, y no trajimos nada de la casa anterior, excepto la TV que compré para mi familia como regalo de Navidad antes", comentó Jayvee. 

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x