Lirios

Esta clase de lirios de hasta 78 pulgadas de diámetro, solo aparecen con tal esplendor cada tres o cuatro años. / EFE

Este es el regalo que la naturaleza obsequió al hombre

Un imponente manto de lirios apareció en una laguna en Paraguay

12 de enero de 2018 06:36 pm

No importa lo que el hombre haga o disponga para exprimir al máximo los recursos de este planeta, la naturaleza siempre está (afortunadamente y por el momento) un paso adelante, y para ello basta con mostrar lo sucedido en Paraguay.

Resulta que la madre naturaleza decidió obsequiar un regalo a los habitantes de aquel país, que consistió en la creación de un imponente manto de lirios en la laguna Piquete Cué en Limpio, una localidad que se ubica a unas 18 millas de Asunción.

Esta sorpresiva maravilla natural se convirtió en los últimos días en un repentino sitio turístico para miles de personas, que acudieron a presenciar el espectáculo que los lirios conforman.

Vecinos de la zona no han dejado de mostrar su asombro por lo sucedido, ya que esta clase de plantas de forma circular de hasta 78 pulgadas de diámetro solo aparecen con tal esplendor cada tres o cuatro años.

Es tal el impacto que causó este evento natural, que los pescadores de la zona se han visto en la necesidad de dejar a un lado las cañas y las redes para convertirse en guías de turistas, que por casi $2 realizan recorridos por las aguas plagadas de lirios.

Esta planta proviene de la especie victoria amazónica o regia, y recibe el nombre de 'Yacaré Yrupé' (canasto de caimán en guaraní), debido a su rugosidad y color verde, semejante a la piel de un cocodrilo que parece flotar sobre el agua.

"Si la sacas ahora mismo, tienes que ponerlo en el sol como dos días o así. De ahí, después pones en el agua hervida o normal. Para el mate es hervida", comentó Pablo Lucerna, un pescador local de 44 años al señalar que este tipo de plantas cuentan con propiedades médicas que sirven para curar problemas de asma y respiratorios.

Gracias a estas condiciones medicinales, el pasado fin de semana miles de visitantes optaron por cortar algunos de estos lirios para usarlos como remedios caseros. Esta situación derivó en la intervención de las autoridades para evitar que se estropeara esta maravilla natura.

"La gente no sabía y por eso es que se lo llevaban. Después vino la Jefatura (de la Prefectura Naval), la Policía y nadie no tocó más ni una flor. Esto es un mes o dos meses lo que dura y después ya se marchita otra vez", confirmó Lucerna.

Autoridades llegaron a reportar que algunos visitantes (destructores) se llevaban los nenúfares enteros, algunos de hasta 78 pulgadas de diámetro, cargados en coches y camionetas.

Para evitar la depredación de este manglar, tanto los lugareños como las autoridades decidieron establecer ciertas normas para evitar más daños. Entre otras cosas se estableció el uso de chalecos salvavidas obligatorios; solamente pueden hacerse viajes en botes de remo (las que son a motor dañan las raíces) y nadie puede arrancar ni las hojas ni las flores de los nenúfares.

Se estima que este hermoso ecosistema se mantenga vivo cerca de dos meses, que es lo que tardan las plantas en marchitarse.

 

Con información de EFE

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x