Dólares

El líder de los empresarios asegura que la definición de lujo no necesariamente tiene que ver con el dinero. / Shutterstock

Una camarera recibe una propina de $5,000 en un bar de Nueva York

Es una de las afortunadas de los "Tips for Jesus"

17 de noviembre de 2017 04:43 pm

Caitlin Cahill, una camarera de un bar en Nueva York recibió una jugosa propina de $5,000, por parte de un cliente al que estuvo atendiendo por espacio de dos horas. Aunque ella fue amable con el hombre, nunca pensó en recibir tan jugosa recompensa.

Cahiil dijo que su día de trabajo transcurría de forma normal. Después llegaron dos hombres al bar Guyer's  y se acercó para atenderlos. 

Uno de esos hombres era Jack Selby, un exejecutivo de PayPal, que desde el principio se mostró muy amable y sonriente con ella.

"Fue una noche realmente lenta y tranquila. Estuvimos charlando un rato", comentó la camarera a la cadena CBS

La mujer seguía con su trabajo para atender a los demás clientes y regresaba también con Selby y su amigo, que se encontraban en el extremo del bar. 

En una de esas ocasiones que Cahill se acercó, Selby le preguntó que si alguna vez había escuchado hablar de “Tips for Jesus” (Consejos de Jesús), a lo que ella respondió que sí. 

“Bueno, ese soy yo”, le dijo el exejecutivo de Paypal a la mujer. 

Ella pensó en ese momento que todo se trataba de una broma y sonrío, mientras le servía un trago.

Se han llamado “Tips for Jesús” los actos de bondad realizados al azar en Estados Unidos, incluso los casos se han publicado en una página de Instagram. El último registrado en la página data de hace un año. 

Pero ahora los “Tips for Jesús” habían llegado a Nueva York, específicamente al bar Guyer's, para iluminar la vida de Cahill.

Cuando Selby se retiró del lugar, la camarera se llevó una gran sorpresa al ver que le había dejado una propina de $5,000.

Su mirada se iluminó, no podía creer lo que estaba viendo. Realmente ese hombre decía la verdad sobre los “Tips for Jesus”. Lo tuvo frente a ella y nunca lo creyó. 

Ella se conmovió hasta las lágrimas de la generosidad de ese hombre que atendió por poco más de dos horas. 

"Miré el recibo y efectivamente me dejó una propina de $ 5,000", confiesa Cahill.

“Estaba un poco desconcertada. Me pregunté si realmente el hombre estaba seguro de lo que dejó, o se equivocó. No sé, tal vez se lo pasó bien y quiso ser generoso", se cuestionó Cahill.

Pero sea cual sea la razón, ella recibió feliz sus $5,000 de propina. 

El generoso hombre escribió en el ticket   “Tips for Jesus“ y “Estamos de regreso”. 

Y lo así desea Cindy Guyer, dueña del bar, quien expresó su deseo de conocerlo personalmente y le da las gracias por lo que hizo por Cahill. 
 
“Espero que regrese de nuevo ", dijo 

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x