Volkswagen Arteon

Volkswagen contactó al fotógrafo no vidente para que retrara su modelo Arteon / Pete Eckert

Un fotógrafo ciego triunfa en el mundo de los videntes

Se trata de Pete Eckert quien ha ganado varios premios

19 de octubre de 2017 09:06 pm

Figuras borrosas y fantasmales que emergen en medio de la oscuridad son los elementos característicos de las obras de Pete Eckert, un fotógrafo ciego, que ha logrado triunfar en un mundo de los videntes. 

Sus fotografías no solo han sido exhibidas en las galerías en Estados Unidos, sino que también han recibido diversos reconocimientos como el Artists Wanted "Exposure" en Nueva York, en 2008.

La mente creativa y el talento del fotógrafo estadounidense llamaron la atención de varias empresas que han contratado sus servicios para campañas publicitarias, como es el caso de Volkswagen y Playboy. 

Su trabajo lo ha convertido en un arte de la fotografía análoga. Usa cámaras antiguas, infrarrojas, emplea métodos de pinturas de luz y dobles exposiciones.

Al principio su trabajo era en blanco y negro pero ahora ya se ha embarcado en lo digital y el color. “Yo no tomo fotografías, yo las construyo”, comenta en su sitio web.

Sus obras son creadas desde su mente, de la forma en que percibe su mundo y lo combina con lo visible. Su sentido auditivo y del tacto son sus mejores aliados.

Ampliar

Una foto de Pete Eckert, de su "galería neurológica"

Pete Eckert

 



Aunque recibe apoyo de gente vidente que le describe el exterior, es él quien construye el ambiente para poder fotografiar lo que tiene en su pensamiento. 

Dependiendo de lo que desea plasmar, y ayudado con sus recuerdos de cuando aún veía, crea el escenario ideal para sus obras. Sin dejar de lado su sentido auditivo para saber a qué distancia está la persona o el objeto a fotografiar. 

De esa forma sabe también qué tipo de luz debe utilizar, la única que no emplea es LED, porque desconoce la intensidad de la iluminación que tiene.

Comenta que mucha gente se sorprende al saber que es no vidente y que incluso no le creen.

“Soy una persona visual. Simplemente no puedo ver”, afirma el fotógrafo.

Eckert siempre fue amante del arte, como la pintura y la escultura. Le gustaban los retos de crear cosas. Trabajó en carpintería y en construir una turbina de Jet. 

Pero su vida dio un vuelco en 1982 cuando fue diagnosticado con Retinosis pigmentaria, un desorden genético que afecta la capacidad de la retina para responder a la luz, como revela en su página

Poco a poco fue perdiendo la vista, por lo que tuvo que abandonar sus estudios en arquitectura. ¿Quién va a querer contratar a un arquitecto ciego?, se cuestionó.

Quedó completamente ciego 10 años después del diagnóstico. Pero no podía quedarse sin hacer nada, tenía que vivir de algo. Al principio intentó con varias cosas, pero no le dejaban lo suficiente para vivir. 

A él siempre le gustó la fotografía y por casualidad, en una ocasión, se encontró en uno de sus cajones una vieja cámara Kodak de 1950. En ese momento pensó que sería divertido que un ciego tomara fotografías y así se aventuró en el arte que se convirtió en su fuente de trabajo. Y en todo un éxito. 

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x