Robird, pájaro robótico

Captura / Clear Flight Solutions

Utilizan pájaro robótico para seguridad en los vuelos

El Robird está a cargo de asustar a las aves que aletean alrededor de los aviones en Canadá

15 de junio de 2017 07:06 am

Por: GDA / El País

El aeropuerto internacional de Edmonton, el mayor de Canadá en términos de superficie y uno de los cinco principales del país, maneja alrededor de ocho millones de pasajeros y 168,000 vuelos al año, que van y vienen con mucha fluidez.

Sin embargo, las naves afrontan un problema: las aves que vuelan en la zona y corren el riesgo de ser impactadas en vuelo o ser absorbidas por sus turbinas, lo cual podría provocar accidentes.

Para evitarlo, el aeropuerto utiliza láseres y grabaciones de los graznidos de aves de presa, con el fin de mantener alejados a los pájaros intrusos. Pero a partir de ahora está reforzando estos métodos con una innovadora tecnología para ahuyentarlos: un robot que imita el aspecto, vuelo y comportamiento de un halcón y es casi imposible distinguir de uno natural.

“Desde junio del 2017, Edmonton se convierte así en el primer aeropuerto del mundo en utilizar a diario esta criatura robótica realista, denominada Robird”, señalan sus desarrolladores, Clear Flight Solutions o CFS, una compañía derivada de la Universidad de Twente (UT), en los Países Bajos.

Este pájaro robótico que asustará a las aves verdaderas y buscará alejarlas del aeropuerto, es un sistema aéreo no tripulado (UAS, por sus siglas en inglés) y se integra en un programa conservacionista de Edmonton destinado a guiar, de manera segura, a las aves fuera del tráfico aéreo y a desalentar su anidación cerca de las pistas y zonas de operaciones aeroportuarias, según los investigadores de UT.

El Robird ha sido probado en todo el mundo como un método eficaz y respetuoso con el medioambiente para el control de aves, señala la universidad.

Y añade que, gracias a su alta tecnología, este UAS consigue imitar el vuelo de un halcón real con tanto realismo, y hacer que su comportamiento sea tan indistinguible del de su contraparte natural, que las otras aves que lo perciben creen que es un enemigo natural presente en la zona.

Según la UT, además de causar daños materiales y accidentes mortales en los aeropuertos, las aves son un problema para el sector agrícola, las empresas de eliminación de residuos, los puertos y las industrias de petróleo y gas, sectores en los cuales causan daños que, en conjunto, ascienden a miles de millones de dólares al año en todo el mundo.

“Esta tecnología ofrece resultados reales en términos de seguridad, medio ambiente y economía, y sus aplicaciones son enormes al abarcar desde aeropuertos y estanques de desechos tóxicos hasta parques eólicos y la agricultura, por mencionar algunos de ellos”, sostiene Jordan Cicoria, de Aerium.

En el futuro esperan que los Robirds sean capaces de detectar y perseguir pájaros por sí mismos, sin el requisito de tener un ser humano operándolos.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x