Smoothie

Shutterstock

8 alimentos “light” que no son tan dietéticos como crees

Hay ciertos factores que debes tener en cuenta para saber qué tan saludable es lo que vas a consumir

07 de marzo de 2017 07:58 pm

Por: GDA / El Comercio / Viú

No te dejes confundir por las etiquetas de los productos que ves en los supermercados. Consumir algo 'light' no necesariamente quiere decir que estamos consumiendo alimentos bajos en calorías o muy saludables.

Conversamos con la nutricionista Verena Haro para conocer cuáles son los más consumidos y entender mejor cómo equilibrar estos alimentos. Más allá de que se cataloguen como light, hay ciertos factores que debemos tener en cuenta para saber qué tan saludable es lo que vamos a consumir.

Atención a la tabla

Muchas nos preocupamos por las calorías que contiene cierto alimento. Verena Haro recomienda observar principalmente la cantidad de grasa, azúcar y carbohidratos que señala el empaquetado.

¿Diet o light?

Quizás te confundas cada vez que observas ambas opciones y no entiendas los términos. Pero tranquila, acá te lo aclaramos. A un producto diet (dietético en español) se le retira, sustituye o añade algún tipo de compuesto. Esto con el fin que el alimento reduzca su cantidad calórica.

A uno de denominación light, por el contrario, se le disminuye algunos de sus nutrientes como mínimo en un 25 %. Principalmente se opta por reducir la grasa y el azúcar de este alimento, convirtiéndolo en una opción más saludable que su versión original. A pesar de ello, este sigue siendo una comida con cierta carga calórica.

A continuación, te presentamos 8 productos light que no son tan dietéticos como creías:

1. Granola: La mayoría de los productos empaquetados de granola suelen contener gran cantidad de azúcar, afirma la nutricionista Verena Haro. De este modo, el alimento no es precisamente saludable.

2. Barra de proteína: Este alimento aparece como una buena opción de ‘snack’. Pero el problema aparece cuando no cuenta con las proteínas necesarias para poder complementar una vida activa. Una buena opción para suplirlo sería consumir frutos secos, pero siempre en pequeñas raciones.

3. Jamón de pavo: “No estaría mal consumirlo cada cierto tiempo”, asegura Verena Haro. Sin embargo, la mayoría de estos alimentos contienen preservantes que, a la larga, pueden resultar siendo nada saludables.

4. Smoothies: Se pusieron de moda entre las chicas fitness. Apareció como un alimento agradable y con la etiqueta ‘light’. Sin embargo, esto cambia cuando se trata de un producto comercializado y empaquetado. Algunos smoothies han registrado hasta 24 gramos de azúcar por 150 ml. Nada como preparar un jugo en casa.

5. Pan integral: Verena Haro recomienda consumir 28 gramos de fibra a diario. El alimento adecuado sería, en teoría, el pan integral. Pero este no siempre cuenta con la cantidad necesaria de fibra para asegurar una buena alimentación. Algunos de estos productos incluso son teñidos y vendidos como productos ‘light’.

6. Yogurt light: Este alimento, como lo conocemos, suele mantenerse de manera cuajada debido a la grasa que contiene. Sin embargo, su textura cambia notoriamente cuando lo encontramos en versiones light. Para ello, las compañías suelen aumentarle una gran cantidad de azúcar, llegando a tener la misma cantidad que un vaso de gaseosa.

7. Sopa de verduras: ¿Qué de malo puede tener un caldo de verduras empaquetado para cocinarlo en casa? Por más light que suene, este producto industrializado suele mantener altos niveles de sal.

8. Salsa de tomate: En teoría, resulta fácil cocinar una salsa de tomate para nuestros fideos. Sin embargo, cuando el cansancio nos gobierna aparece la opción de comprarlo en el supermercado y en versión light. Pero es necesario saber que los preservantes y su gran cantidad de azúcar la convierten en un alimento no muy saludable.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x