Melania Trump

Melania Trump / EFE / Michael Reynolds

VÍDEO: Melania Trump se prepara para su posible rol

La exmodelo eslovena busca ser una primera dama tradicional

19 de julio de 2016 08:29 pm

Por: EFE | Cleveland

Melania Trump sería una primera dama indudablemente atípica, la segunda nacida fuera de EE.UU. y una de las pocas exmodelos, pero sin embargo busca desempeñar el papel de la manera más tradicional posible si su marido Donald Trump gana las elecciones de noviembre.

De 46 años e imponente belleza, Melania es la antítesis del magnate en cuanto a personalidad se refiere: es extraordinariamente discreta, siempre mantiene un tono sosegado y evita a toda costa verse involucrada en polémicas.

En la incendiaria campaña de Trump, con quien se casó hace once años, se ha mantenido lo más alejada posible de los focos, cediéndole el protagonismo a Ivanka, hija del primer matrimonio del multimillonario y una de sus principales asesoras.

Por eso es tan sorprendente que ahora, cuando todos los focos están puestos en la Convención Republicana de Cleveland (Ohio), ella sea el inesperado centro de la polémica por las similitudes de su discurso con el que pronunció Michelle Obama en la Convención Demócrata que en 2008 designó a Barack Obama candidato a la Casa Blanca.

Con la cautela que la caracteriza, Melania ha dejado que sea la campaña de Trump quien salga a defender la autenticidad de sus palabras y se ha limitado a publicar el comunicado oficial en su cuenta de Twitter, en la que no escribía desde abril.

Consciente de la imagen dura que proyecta su marido, ella misma había pedido pronunciar un discurso para mostrar el lado más humano de "Donald", al que describe como un hombre "muy preocupado desde siempre por su país" y al que ha visto "luchar durante años sin rendirse".

Midiendo al máximo sus palabras, todo lo contrario a lo que acostumbra a hacer su marido, Melania se ha presentado en las escasas entrevistas que ha concedido como una mujer devota de su familia y que mantendría un papel muy tradicional si llegara a ser primera dama.

Su "causa" -todas las primeras damas han tenido una- serían "los más necesitados, sobre todo las mujeres y los niños", pero reservaría tiempo para dedicarse al único hijo del matrimonio, Barron, de 10 años, y a apoyar a su marido.

Melania no sería la primera exmodelo en la Casa Blanca, porque Pat Nixon y Betty Ford también lo fueron, pero sí la primera en haber posado desnuda y la única tercera esposa de un presidente. Como a ella le gusta decir, nada es convencional cuando se trata de Donald Trump.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x