Ghostbusters

Suministrada

Ghostbusters: Pura risa y diversión

En este nuevo reboot de “Ghostbusters”, las protagonistas son cuatro talentosas actrices

14 de julio de 2016 07:47 am

Por: Fico Cangiano / CineXpress | Para ÍNDICE | [email protected]

Por fin llega hoy a los cines la película más controversial del año, el nuevo reboot de “Ghostbusters”, de Sony Pictures.

La misma ha generado una ridícula debacle (mayormente en la internet), primero, porque el estudio decidió darle luz verde y segundo, porque su director Paul Feig (“Bridesmaids”, “Spy”) decidió fichar cuatro actrices como sus protagonistas.

En esta ocasión, fuera queda el reparto original del clásico del 1984, Bill Murray, Dan Akroyd, Harold Ramis y Earnie Hudson, y entran las nuevas cazafantasmas Melissa McCarthy, Kristen Wiig, Kate McKinnon y Leslie Jones para detener una gigante amenazada paranormal y nuevamente salvar Manhattan.

Lo bueno...

Esta nueva entrega mayormente funciona gracias al grupo de comediantes en su centro.

Simplemente, sin ellas, este filme caería por la borda.

Aquí la química entre las veteranas de “Saturday Night Live” son la pega que mantiene todo de no caerse.

Melissa McCarthy (“Abby Yates”) y Kristen Wiig (“Erin Gilbert”) son nuevamente serviciales en sus respectivos papeles, sorprendentemente, luciendo como las más reales y serias del grupo.
Mientras tanto, Leslie Jones (“Patty Tolan”) y Kate McKinnon (“Jillian Holtzman”) brillan grandemente, manteniendo las cosas bien interesantes gracias a sus personalidades excéntricas.

Cabe mencionar la participación de Chris Hemsworth como el nuevo recepcionista del grupo “Kevin”. Aquí Hemsworth se roba el show, ofreciendo risas cada vez que aparece en el recuadro. La combinación de humor de McKinnon y Hemsworth es dinamita.

Otro elemento positivo lo es la dirección consistente y enfocada por Paul Feig.

Aunque quizás podríamos decir que esta es su película más tímida hasta el momento, el resultado es definitivamente bueno.
Lo más importante es que Feig, a través de sus decisiones, creativas y trabajo detrás de la cámara logra capturar la esencia del concepto original de los Ghostbusters.

Lo malo...

Entre los fallos de la cinta se encuentran dos bastante grandes.

El primero, es el personaje del villano, interpretado por Neil Casey.
Con escaso tiempo para desarrollarse un poco más, el villano aquí es de los peores que he visto en buen tiempo. ¿Piensas que los villanos de Marvel son decepcionantes? Deja que te topes con este. Malísimo.

El otro aspecto negativo marcado yace en la sobrecarga de “fan service”. El largometraje se ve abrumado por múltiples “easter eggs” y cameos cada cinco a diez minutos.

Aunque algunos funcionan gracias a su sutileza, la mayoría, lamentablemente, saca a uno de la experiencia en general.
Por ejemplo, el cameo de uno de los más adorados, Bill Murray, termina siendo una oportunidad malgastada y para mi, sorpresa muy decepcionante.

Desde riffs en la música hasta diseños inspirados en la original, la realidad es que Feig y compañía apostaron a incluir quizás más de lo que en verdad los fans necesitaban o pedían.

En fin...

Luego de haber sido tontamente atacada por su desarrollo, por una estúpida ola de actitud misógina no merecida y una campaña de mercadeo mala, “Ghostbusters” logra salir a flote gracias a un excelente elenco compuesto por talentosas comediantes, una dirección consistente por Paul Feig y por la forma en que paga respetos al clásico del 1984.

Más que nada, esta nueva entrega captura la esencia del concepto original del grupo y su aspecto divertido de explorar lo paranormal.

Esta entrega es, definitivamente, mucho mejor que “Ghostbusters 2”, pero termina bastante lejos de la primera.

Espero que la misma consiga tener la secuela que merece tener. Las chicas, definitivamente, pueden contar conmigo.
PS. Recuerden permanecer hasta el final de los créditos.

Presiona aquí para visitar nuestra portada. 

Cargando...

Continuar

Publicidad

x