Maggie Smith

Archivo

Maggie Smith ahora anda en una guagua sucia

La venerada actriz de "Harry Potter" deja papel en "Downtown Abbey"

12 de enero de 2016 02:38 pm

Por: AP | Londres

Sucia, vestida en andrajos y viviendo en una vieja camioneta magullada, el más reciente personaje de Maggie Smith dista mucho de aquel que representó en "Downton Abbey". Y la actriz no podría estar más feliz.

Smith dejó atrás los corsés y sombreros de época de "Downton" para dar vida a una excéntrica vagabunda anciana en la película "The Lady in the Van". ¿Fue un alivio para ella deslizarse en la escala social?

"Ay, ¡seguro que sí!", dijo Smith riendo con más energía de la que mostró su personaje durante cinco temporadas en el drama de época. "Sencillamente fue maravilloso no ser tan estirada".

Para muchos espectadores Violet Crawley, su condesa viuda de Grantham con la ceja arqueada y menosprecio fulminante, es de lo más memorable de "Downton Abbey".

El final de la serie que actualmente se transmite por PBS coincide con el estreno estadounidense de "The Lady in the Van", en la que Smith interpreta a Miss Shepherd, una mujer sin hogar de la vida real que se estacionó en el acceso a la casa del escritor Alan Bennett en Londres, y permaneció allí 15 años.

Bennett relató la historia de la extraña relación que desarrolló con su inesperada huésped en un ensayo publicado en 1989 y en una obra de 1999, también protagonizada por Smith.

Smith dijo que tuvo gran entusiasmo a la hora de explorar de nuevo a Miss Shepherd, con el foco más intenso del filme, y trabajar con el cineasta Nicholas Hytner, quien también dirigió adaptaciones cinematográficas de las obras de Bennett "The Madness of King George" y "The History Boys".

Smith ha sido nominada a los Globos de Oro y los premios BAFTA del cine británico por su interpretación de la orgullosa e irritable Miss Shepherd, una talentosa pianista que ha pasado periodos bajo cuidado psiquiátrico, aspiró una vez ser monja y vio santos por las calles de Londres.

"Es una persona bastante compleja", dijo Smith durante una entrevista en una lujosa suite en un hotel de Londres, más adecuada para Lady Grantham que para Miss Shepherd: la misma suite en la que se hospedó Kate Middleton en la víspera de su boda con el príncipe Guillermo.

"Creo que ella era un misterio para todo el mundo", agregó Smith, quien es persona es más cálida y más chic que cualquiera de sus personajes recientes. "Creo que en realidad era un misterio para ella misma".

Miss Shepherd y sus contradicciones fueron una carga para Bennett, el dueño de casa, pero un regalo para Bennett el escritor, un ingenioso disector de las debilidades y ansiedades clasistas de Inglaterra.

"Ella es malagradecida, grosera, agresiva, irrespetuosa, blindada, nunca cede, apesta, es terca... Pero en cierto modo es magnífica porque no acepta concesiones. Vive exactamente como quiere vivir. ... Pone patas arriba a todos esos ingleses de clase media".

Nicholas Hytner
Cineasta 

La cinta, con Alex Jennings como Bennett, se rodó en la verdadera calle donde ocurrieron los hechos, en el área de Camden Town, cuyas villas del siglo XIX hoy están valoradas en millones de dólares pero que aún tiene sus tosquedades.

Hytner dijo que el equipo de filmación llegó temprano un lunes por la mañana, "abrió la puerta trasera de la camioneta y encontró a una pareja joven, completamente drogada, que había pasado ahí el fin de semana".

"No me contaron al respecto", dijo Smith impresionada. "'¡No le digan a Maggie! ¡No dejen que Maggie se entere!'. No recuerdo que me lo hayas dicho. Habíamos terminado de filmar. ¡Cobardes!".

Millones de seguidores se están preparando para decir adiós a "Downton Abbey". Smith, sin embargo, está aliviada de que el final se acerque: "Es libertad".

"Pero pienso que esa es la verdad para todos en la serie", dijo. "Todo el mundo estaba exhausto hacia el final".

Se pregunta qué opinarán los fans estadounidenses de "Downton", acostumbrados a verla "en corsés y con un lindo sombrero", de su nuevo papel.

Smith, de 81 años, perteneciente a la aristocracia actoral de Gran Bretaña y Dama Comendadora del Imperio Británico, ha ganado dos premios Oscar, por "The Prime of Miss Jean Brodie" y "California Suite". Ha trabajado con Laurence Olivier e Ingmar Bergman y aparecido en las películas de "Harry Potter" como la profesora McGonagall.

Pero dice que no fue hasta que actuó en "Downton Abbey" que la gente comenzó a pararla en la calle a pedirle "una de esas fotografías terribles".

El éxito de la serie tomó a los productores, el elenco y el equipo de rodaje por sorpresa. Smith se encontraba en India filmando "The Best Exotic Marigold Hotel" con Penelope Wilton (Isobel Crawley en "Downton") cuando la primera temporada se transmitió en Gran Bretaña en el 2010.

El par regresó a Londres sin saber que el programa se había convertido en un fenómeno de la TV, y decidió visitar la refinada exposición floral de Hampton Court.

"Fue espantoso", dijo Smith con un estremecimiento histriónico. "Fuimos ferozmente criticadas. No teníamos idea. Y fue una pesadilla. Una pensaría que estaría segura con jardineros".

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x