Mayra Santos

Para ÍNDICE / Teresa Canino Rivera

Una vida entre libros

La escritora Mayra Santos Febres vive de lo que la apasiona mientras defiende y gestiona la literatura local

16 de noviembre de 2015 06:00 am

Por: Lillian E. Agosto Maldonado / ÍNDICE | [email protected]

Leer no es una violación a una ley ni un misterio sin resolver. Se trata de una práctica que crea mundos, acorta viajes, amplía pensamientos y expande vocabulario, entre otras mil características más.

Al menos así lo percibe la escritora Mayra Santos Febres, apasionada por las letras desde temprana edad y defensora de la literatura local desde siempre.

“Muchas veces a los puertorriqueños les da vergüenza porque piensan que los van a tildar de orgullosos o firulísticos o lo que sea, o de que se están dando aires de lo que no son, pues se guardan el amor que le tienen, sobre todo, a la literatura. Hay mucho bullying afuera cuando uno declara que le gusta conocer y leer”, dijo la escritora a ÍNDICE.

Mayra lo percibió así hace mucho tiempo. Sin embargo, con cada edición del Festival de la Palabra, del cual ella es gestora, lo comprueba. “Hay gente que se nos acerca y nos dice bien por lo bajito, como si fuera un pecado, ‘a mí me gusta leer, me gustan los libros’. Sí, me doy cuenta de que cada vez somos más los que salimos del closet y que somos amantes de la lectura”, añadió. 

Ampliar

Para ÍNDICE / Teresa Canino Rivera

El evento, celebrado en octubre, impactó a un total de 18 mil personas en todos sus programas y expuso a la literatura puertorriqueña a casas editoras y eventos culturales internacionales.

Y es que el oficio del escritor no es como se pinta en las películas. “Mucha gente piensa en ser escritora desde ‘Sex & The City’, cuando se ponían zapatos de $4 mil por escribir una columna en un periódico y eso es mentira. Es uno laborar arduamente en una diversidad de trabajos relacionados con la escritura”, explicó.

Esta describió con “suerte” sus inicios en la literatura, pues para entonces, había editoriales internacionales con presencia en la Isla. “Esa cola me permitió que pudiera publicar con mayor facilidad en el exterior”, dijo. Hoy, en cambio, se vive un aumento en el surgimiento de las medianas y pequeñas casas de publicación que afrontan el reto de la distribución internacional. Esto, sumado al reto de la autopublicación digital.

“No me molesta la Internet pero creo que la gente le atribuye más poderes, ya sea para el bien o para el mal, de los que tiene. Internet es una herramienta, como un alicate, lo que pasa es que es más bonito y con más bombillitas, pero es un alicate. Ese alicate te da la impresión de que tu libro está más tecnológicamente avanzado y que hay más oportunidades, que yo no estoy segura de que las tiene”, detalló la escritora que enfatizó en la necesidad de educación sobre la capacidad real de monetizar los contenidos digitales.

Ampliar

Para ÍNDICE / Teresa Canino Rivera

Desde su hogar en San Juan, Mayra mostró a ÍNDICE su espacio para vivir y escribir.

Rodeada de más libros, la también profesora universitaria se nutre de lo que ve con el ruido de la ciudad a su alrededor. En lugares como este nacen historias como la de “La amante de Gardel”, su novela más reciente.

Desde su espacio, Mayra disfruta de ser una “mujer feliz” por lo que hace y la vida que tiene.

“He tenido la gran suerte de vivir de lo que me gusta. He tenido la suerte de entrenar escritores, gracias al cielo”, puntualizó.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x