Madres

Suministrada

Amor del bueno

La maternidad bien se puede definir como un sentimiento sin comparación de entrega total

09 de mayo de 2014 05:00 am

Por: ÍNDICE | [email protected]

PARA MUCHAS era un cliché de que “un hijo te cambia la vida”... hasta que les tocó conocer la maternidad.

Ya sea de manera planificada o que hayan conocido la noticia de forma sorpresiva, la llegada de un hijo obliga a realizar cambios en la rutina diaria, en muchos casos de carácter permanente.

Pero esa transformación –tanto en el plano personal como profesional– queda en un segundo plano cuando las recién estrenadas madres hablan de su experiencia de tener entre sus brazos a esa criatura que creció en su vientre por, aproximadamente, 40 semanas.

Para Karla A. Toledo, coordinadora de redes sociales de ÍNDICE, su pequeña Lucero Daliana llegó en el momento justo, porque “la estaba buscando” junto a su esposo, Jaime Figueroa.

“Desde que tengo la nena soy para ella. Uno está como embobecido. No te puedo mencionar que tuve preocupaciones, porque me encargaba de leer mucho, de buscar grupos de mamás y preguntarle todo al doctor”, comparte la madre primeriza, quien asegura que la clave en este proceso ha sido organizarse para poder ser multitasker y “cumplir con todo, con la nena y las tareas de la casa”.

Tener un embarazo saludable fue la meta de Ivette Medina Monsanto. La supervisora de seguridad en el aeropuerto Luis Muñoz Marín atribuye a las precauciones que tomó que el proceso del parto fuera mucho mejor de lo que esperaba.

Junto a su esposo, Manuel Omar Sepúlveda, dieron la bienvenida a Ian Keani en solo hora y media de labor.

En cambio, su tarea más retante –“no difícil”, asegura– ha sido la lactancia.

“La clave es no quitarse y seguir las instrucciones al pie de la letra. Esas primeras veces en el hospital, que era cada dos horas, y el dolor del parto... Es muy importante tener el apoyo de tu pareja”, explica.

Karla e Ivette son solo dos voces de las innumerables féminas que este domingo festejarán por primera vez el Día de las Madres con un pequeño o pequeña a su lado, que en pocos meses las harán llorar al escuchar que las llaman “mamá”.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x