José Raúl (“Raulo”) Román

Para ÍNDICE EL NORTE / Alvin J. Báez

Acordes en madera

José Raúl Román confecciona guitarras con diseños únicos a base de árboles locales

11 de junio de 2015 05:00 am

Por: Sigfredo Rivera CRuz | [email protected]

ARECIBO- La caoba, el almendro y el laurel son materiales que la naturaleza le ofrece al arecibeño José Raúl (“Raulo”) Román, quien con la madera construye guitarras únicas.

Según Raulo, ese es el legado más importante que dejó su padre, José Román, en vida.

A sus 33 años, el arecibeño recuerda que de no haber sido por las mañanas que pasó junto a su progenitor en el taller de ebanistería, no estaría hoy luchando por posicionar sus guitarras como las mejores en el mundo.

“Lo que quiero es que el mundo vea la calidad de instrumentos que podemos hacer en Puerto Rico con maderas que las grandes guitarrerías no pueden conseguir”, explicó Román en entrevista con ÍNDICE EL NORTE en el taller ubicado en su residencia en el barrio Hato Arriba en la Villa del Capitán Correa.

“Es curioso, porque crecí cortando y puliendo madera con mi padre y después de su muerte, la música fue la única forma para continuar con su legado”, confesó sobre el fallecimiento de su papá hace seis años.

El arecibeño y sus guitarras formaron parte del reality empresarial HIT3001.COM, patrocinado por la Compañía de Fomento Industrial.

Raulo Guitars hizo su exitosa presentación y fue favorecido por los jueces por lo que recibió el premio de los $20,000 en efectivo, además de los $10,000 en créditos publicitarios de ÍNDICE y el año de servicio y un equipo gratis que ofrece T-Mobile.

Román dijo que utilizará el dinero para producir sus instrumentos a un costo menor.

“Yo quiero que los músicos de la Isla tengan la oportunidad de tener un instrumento de calidad. Por eso propongo una versión económica de mis guitarras. A diferencia de las que hago actualmente, esta costaría $800, pero seguiría teniendo las características distintivas de mis diseños”, explicó el músico, quien utiliza madera de Puerto Rico.

La materia prima de sus obras es comprada a dos aseraderos en Arecibo y Florida.

El artesano ha dedicado los últimos dos años de su vida a darle una identidad propia a sus guitarras al cambiar de posición la boca de sonido, modificó el tamaño de las cuerdas y experimentó, entre otras cosas, con la curvatura de la madera.

“Las guitarras están cuidadosamente hechas para producir el mejor sonido, pero también para que, como instrumento, sean por sí mismas una obra de arte porque hay clientes que sólo las quieren para exhibirlas en la sala de su casa”, destacó.

Las guitarras de Raulo comienzan en los $800 y pueden llegar a costar hasta $3,500.

Para adquirir una de ellas, puedes visitar www.rauloguitars.com.

Presiona aquí para visitar la portada de El Norte.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x