Un recogido por la Hacienda San Pedro, en Jayuya

Diana Otero y Pablo Días

Andandos: Diana Otero y Pablo Días

14 de julio de 2017 08:24 am

[email protected]

Sal de turismo interno y date la vuelta para conocer el proceso de siembra de café

Hacienda San Pedro

Suministrada

Nos pasó igual que cuando llegamos a destinos lejos de casa. Fascinados de ver algo que no vemos todos los días. Vivimos rodeados de edificios, así que cuando la vida nos da la oportunidad de hacer contacto con la naturaleza siempre es una experiencia emocionante.

Nunca habíamos estado en Jayuya y llegamos hasta allá para conocer a fondo el proceso que tiene que ocurrir para que todos los días podamos tomarnos la tan importante tacita de café.

En Hacienda San Pedro nos recibieron Don Roberto Atienza y su hija Rebecca Atienza. Don Roberto es quien se encarga de la finca en Jayuya, mientras que Rebecca es quien trajo el café de su familia al área metro y estableció el primer coffee shop de Hacienda San Pedro en Santurce.

Ampliar

Suministrada

Mientras observamos que un par de grupos de turistas ya participaban de sus tours por la hacienda, nos fijamos en un enorme mapa que cuelga en una de las paredes del Coffee Shop de Jayuya.

El mapa estaba repleto de puntitos en casi todos los países del mundo. Cada puntito representaba el lugar de donde han recibido turistas. Japón, Afganistán y Rusia son algunos de los lugares desde los que han venido personas hasta esta Isla para conocer más acerca de nuestro café. Y llenos de orgullo al ver eso, antes de comenzar el recorrido, dimos comienzo a la experiencia con una taza de café preparada por los baristas que allí trabajan.

Ampliar

Don Roberto Atienza y su hija Rebecca Atienza ofreciendo el recorrido.

Suministrada

Durante el tour, Don Roberto nos explicó que la siembra y el recogido de café se hace en unos meses en específico, pero que el resto del año se continúa el trabajo, pues cuidar y preparar la tierra es tan importante como cada grano de café. De ahí pasamos a conocer del recogido, el escogido de cada grano, el tueste y todo el proceso que conlleva hasta llegar al empaque. Del empaque, pues a nuestra taza de café cada mañana.

Ampliar

Suministrada

No solo quedamos asombrados por el largo proceso que tiene que pasar, sino maravillados por el arte que conlleva.

Son cientos de manos las que trabajan, y el orgullo crece cuando esas manos son puertorriqueñas. Finalizamos nuestro recorrido en el restaurante La Fragua, ubicado en la misma hacienda. El postre, pues, no podía ser otro que un flan de café Hacienda San Pedro.

De cada destino que vamos nos llevamos anécdotas y recuerdos. De Jayuya nos llevamos unas cuantas historias, la brisa de la montaña y el inigualable sabor a café.

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x