VÍDEO: Importante el yoga en el embarazo

Karla Aimar

Habemus Baby: Karla Aimar

24 de agosto de 2015 07:00 am

[email protected]

Una asana puede aliviar cualquiera de las típicas molestias

Karla Aimar

Suministrada

¡Saludos mamás!

Lo prometido es deuda  y aquí les comparto la primera columna de yoga prenatal, donde  resumo cómo fue mi primera semana realizando los ejercicios sugeridos por la instructora Mara Saldaña.

En mi reunión inicial con ella quise explicarle cuáles son las molestias más comunes por las que pasamos las mamás durante las primeras semanas del embarazo. Habiendo practicado yoga anteriormente, sabía que los beneficios para nosotras son reales y fáciles de obtener.

Tomando en consideración los síntomas de mi primer embarazo y los que estoy sintiendo ahora, y confiando ciegamente que existe una asana para cada molestia, quise enfocarme en las siguientes: 

#1. Náuseas y mareos

#2. Dolor en el nervio ciático

Si tu embarazo no es de alto riesgo y tu doctor te autorizó a hacer ejercicios, te invito a que me acompañes en esta jornada de varias semanas. Así nos mantenemos en forma y listas para uno de los momentos más importantes de nuestras vidas.

Para el punto número uno Mara me recomendó meditación y respiración profunda. Realmente no existe una postura que elimine las náuseas pero la respiración correcta ayuda muchísimo. Inhala y exhala por la nariz lentamente, con tu mano derecha sobre el pecho y la izquierda sobre tu vientre. Repite varias veces hasta que  te sientas mejor. Hazlo con calma, en un lugar donde nadie te interrumpa. A mi me gusta ambientar el cuarto con aceite de eucalipto. 

Ampliar

Suministrada

En cuanto a ejercicios de preparación para el parto, nos enfocamos en trabajar para esta semana el fortalecimiento y estiramiento de zona pélvica. Estas mismas posturas te ayudan a aliviar el dolor que sientes en el nervio ciático, así que matamos dos pájaros de un tiro. 

Una de las asanas para trabajar las zonas que mencioné es la Malasana. Es fácil de hacer pero si no tienes experiencia en yoga o no eres muy flexible, puedes utilizar un bloquecito donde puedas sentarte. Una vez estás en la posición, aguantas entre diez a quince segundos antes de subir (sube lentamente). A mi me gusta hacer presión hacia afuera con los codos para estirar más la zona pélvica. ¡Créeme, lo vas a sentir! Yo la repito tres veces dentro de mi rutina de ejercicios.

Ampliar

Suministrada

La siguiente pose es bastante sencilla, similar a la de meditación, y se basa en una rotación hacia un lado primero y luego hacia el otro, presionando un poco las rodillas hacia abajo. Nuevamente, su propósito es el estiramiento y fortalecimiento del área.  Inhalas en la rotación hacia alfrente y exhalas en la rotación hacia adentro mirando hacia tu vientre. Puedes repetir cinco veces en cada lado (a favor de las manecillas del reloj y luego en contra). 

Ampliar

Suministrada

Ampliar

Suministrada

Ampliar

Suministrada

Otra postura que practiqué con Mara y luego en casa es la pose de la paloma.  Estira tus brazos lo más que puedas pero no te lastimes. Tú sabes hasta dónde llegar.  A mi me encanta esta asana y usualmente la dejo para el final de mis ejercicios porque aunque sirve de estiramiento también aprovecho para inhalar y exhalar profundamente y bajar el ritmo cardiaco. Yo estoy  entre diez a quince segundos en cada pierna.

Ampliar

Suministrada

¡Bueno, chicas! Yo sobreviví mi primera semana pero para ser honesta, todas podemos hacer estos ejercicios porque no son difíciles y nos beneficiamos grandemente.  No sé si sea mental pero a mi sí me funcionó la meditación para controlar las náuseas. Creo que la clave está en enfocarte en otra cosa (en este caso en tu respiración)  y realmente, cualquier cosa que me ayude en estos momentos es bienvenida. 

Ampliar

Suministrada

Los ejercicios en la zona pélvica son necesarios y te prepararán para el momento del parto. ¡En mi primer embarazo los realicé hasta el último día y no me arrepiento para nada! Hay muchas más asanas que te ayudarán en el proceso, así que pendientes a la próxima columna donde estaré reportando directamente de una de las clases de yoga prenatal de la maravillosa Mara Saldaña. ¡Pendientes! 

Presiona aquí para visitar nuestra portada.

Cargando...

Continuar

Publicidad

x